Vigilancia no uniformada en ferias, exposiciones y congresos

El detective privado es la única figura que tiene habilitación para realizar funciones de vigilancia no uniformada (artículo 19 de la Ley de Seguridad Privada, 23/1992 de 30 de julio).

La Ley reconoce así que el detective privado puede encargarse de la vigilancia en ferias, hoteles, exposiciones o ámbitos análogos.

De éste modo, Magna Detectives ofrece el servicio de vigilancia no uniformada en diferentes ámbitos: centros comerciales, subastas, congresos, hoteles, actos públicos, conciertos, etc. Las grandes ventajas de éste servicio frente a la vigilancia tradicional, son innumerables. Por un lado, un detective privado puede ofrecerle un servicio único, exclusivo y adaptado a sus necesidades. El perfil de los detectives privados hace que puedan infiltrarse en cualquier situaciones bajo distintas identidades, respondiendo a cualquier amenaza de forma discreta sin que empleados o clientes se percaten de la misma. La seguridad del evento o del negocio puede estar plenamente coordinada por el detective, colaborando con Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, o con otros servicios de seguridad.

Son innumerables las situaciones en las que podemos actuar, mejorando de éste modo la seguridad y la imagen de su empresa ante sus clientes.

Contacte con nosotros y estudiaremos su caso particular. Somos expertos en seguridad discreta.