Seguridad discreta en hoteles

El detective privado es la única figura que tiene habilitación para realizar funciones de vigilancia no uniformada (artículo 19 de la Ley de Seguridad Privada, 23/1992 de 30 de julio).

La Ley reconoce así que el detective puede encargarse de la vigilancia en ferias, hoteles, exposiciones o ámbitos análogos.

Un hotel es un entorno particular, que requiere unas medidas de seguridad desarrolladas con discreción y seguridad. Como nos gusta decir, somos expertos en seguridad discreta. Nuestro servicio es vital para resolver discretamente cualquier tipo de amenaza, ya que ante ésta, no se identificará al servicio de seguridad que la hace frente. Magna Detectives cuenta con formación específica en infiltración, pasando totalmente desapercibidos entre clientes o personal, así como en resolución de conflictos, haciendo frente a cualquier problema con tranquilidad, resolución y ante todo, moderación.

Las posibilidades son ilimitadas. Consúltenos las necesidades de seguridad de su hotel y las trataremos con totales garantías.